redes sociales

Compartir
Recomendar
   
atencion al cliente, presupuestos e informacion

 
 
corset-ortopedico
 
 

Corset ortopedico

En muchos lugares se hace habla de faja y de corset como sinónimos. Sin embargo, las fajas, tal como su nombre lo indican, son elementos de tela, mientras que los corsets poseen también alguna estructura rígida. Si bien las fajas se pueden usar para corregir la postura de las personas, como por ejemplo en el trabajo, estas también se utilizan para fines estéticos, como por ejemplo para reducir la panza.

Por el contrario, los corsets son usados en ortopedia para poder corregir diversas patologías congénitas e idiopáticas de la columna vertebral (como por ejemplo escoliosis), así como también para patologías adquiridas de la columna vertebral (para corregir malas posturas adquiridas).

 
 
 
 

Los diferentes tipos de corset

Es decir que los mismos van más allá de los fines estéticos, y se usan para resolver cuestiones que afectan la salud de las personas ya que las malas posturas, o los problemas congénitos no solo causan molestias sino que pueden terminar afectando a los pulmones, a las articulaciones, así como también al corazón. Aunque también se los usa para recuperaciones de post operatorios o luego de ciertas cirugías. Es importante mencionar, que en la actualidad existe una amplia variedad de corsets. Los mismos se diferencian por el material que los compone, así como también por la finalidad del mismo. Se destacan dos modelos. En primer lugar, existe un ejemplar de corset, el cual se confecciona con tela, pero posee ballenas metálicas para reforzarlo y hacerlo más resistente. Este modelo se usa para mejorar la posición de la columna de una persona, como por ejemplo para hernia de disco.

El mismo puede poseer un cierre o abrojos para sujetarlo y amarrarlo. Por otro lado, están los modelos que se conocen como termoplásticos, o termo conformados. Este ejemplar se confecciona en materiales termoplásticos o en polipropileno y pueden ser forrados en función de la necesidad de cada paciente. En este caso se toma el modelo con un yeso y se realiza y se confecciona por el personal técnico especializado en función de la patología que se busca corregir. Es dentro de este tipo de corset, que existe mayor variedad de modelos y ejemplares. Se destacan los modelos conocidos como Jewett, Milwaukee, Knight Taylor y Williams, es decir estos son los ejemplares que luego se confeccionan y se diseñan a medida de cada persona. El tipo se elige en función de las necesidades. En función de esto, lo que hay que destacar que los corsets se realizan a medida de cada persona y en función de sus necesidades, es por ello que antes de adquirir alguno de estos modelos, es conveniente consultar a un médico, o algún especialista.

 

 

 
 

¿Donde se compran?

Es por ello, es decir, si los mismos se realizan a medida, será el médico quien les brindará el elemento ortopédico. Si bien en algunas farmacias suelen venderse algunos modelos básicos, (los que se realizan con tela, y con ballenas metálicas) en las mismas lo que va a encontrar son las fajas, las cuales no hay que confundirlas con los corsets como ya dijimos. Al mismo tiempo, existen algunos modelos que se venden por páginas de Internet como Mercado libre, aconsejamos no adquirir allí los productos, porque el mismo puede no resultarle útil para su problemática, por el contrario las fajas son universales y pueden comprarse en varios lugares, lo que si las mismas vienen por talle. Por otro lado, consideramos que los corsets no son elementos caros, los mismos por lo general no superan los 25 dólares, pero todo va depender de la confección y del modelo que se lleve a cabo.

En relación a esto, es importante plantear que muchas obras sociales cubren los gastos que los mismos implican, es por ello que uno debe informase para saber cuáles son los requisitos que se necesitan para que la obra social contemple y se haga cargo de los gastos. Así como también los valores son más accesibles si hablamos de hospitales públicos. Cuando hablamos de corsets ortopédicos estamos hablando de elementos que se diseñan para mejorar la salud de las personas. Los mismos se diferencian de las fajas ya que cumplen otras funciones y se diseñan de otra manera. Aconsejamos consultar especialistas por las dificultades, las molestias y los dolores que uno tenga y no realizar tratamientos por cuenta propia, ya que esto puede traer graves complicaciones. Cualquier duda que tengan en relación al tema, les sugerimos que se la pregunten a su médico de cabecera.